“Solo se está realizando un prueba técnica, la factibilidad real se verá en el tiempo”


Ferroviaria Andina solo está realizando una prueba técnica para analizar la viabilidad económica y comercial del tramo Viacha-Arica para que pueda ser en el futuro una vía formal para las cargas de importación y exportación de Bolivia hacia el Pacífico. Luego de la prueba, se deberán encarar una serie de pasos posteriores con Chile y otros actores en Bolivia, en un tiempo aún no determinado, conducentes a establecer con claridad su factibilidad.

“Si la prueba técnica que estamos desarrollando alcanza todos sus objetivos, por el tramo Viacha-Arica solo se transportaría en el mediano plazo, en el máximo de la capacidad de Ferroviaria Andina, un tope de 10% del volumen de carga de importación y exportación”, dijo Cynthia Aramayo, gerente general de la empresa.

En ese sentido, explicó, esta operación no se constituirá en una amenaza para el sector del transporte internacional boliviano. “Ferroviaria Andina siempre ha trabajado en alianza con el sector del transporte nacional e internacional. Nuestras operaciones no podrían realizarse sin la participación de este sector, somos aliados naturales”.

agronat

Aclaró que para la realización de la prueba técnica, que implicó una inversión de Usd. 25 mil, se ha coordinado desde el inicio con la Aduana Nacional, la Administradora de Servicios Portuarios – Bolivia y la Cancillería del Estado, en conocimiento del Viceministerio de Transportes.

Como concesionario, Ferroviaria Andina tiene un contrato con el Estado boliviano por 40 años que le faculta operar en toda la red occidental, en transporte de carga y de pasajeros, incluyendo todos sus ramales, por lo que no requiere ningún tipo de autorización especial para operar en el ramal Viacha-Charaña.

Lo que anualmente renueva la empresa, desde hace 17 años, es su licencia de operador de comercio exterior ante las autoridades pertinentes que son el Viceministerio de Transportes y la Aduana Nacional.

“Precisamos concluir la prueba técnica para poder determinar su factibilidad comercial, tarea que se encarará en los siguientes meses, si logramos todos los objetivos en esta primera experiencia, con todos los actores del comercio exterior boliviano que se vinculan con el puerto de Arica”, agregó.

Dijo también que la misión de la empresa es brindar soluciones logísticas para el transporte de carga y en ese contexto vio como necesario hacer la prueba técnica para que los exportadores e importadores bolivianos tengan una opción adicional para su carga hacia el Pacífico.

“Mientras más eficientes sean los servicios de logística el volumen de carga se incrementará en beneficio del sector de transporte carretero y, naturalmente, será un factor que ayude a la reactivación de la economía nacional. En todo el mundo el transporte ferroviario y carretero funcionan complementándose y contribuyendo así a potenciar la cadena logística”, puntualizó.