La Paz se prepara con todas las medidas de bioseguridad para ingresar a la apertura gradual de actividades

Aygün Bolivia 22/05/2020

 El Alcalde Luis Revilla adelantó que el municipio de La Paz se prepara para ingresar desde el 1 de junio a una flexibilización de la cuarentena con todas la medidas de bioseguridad que se aplicarán en las actividades laborales públicas y privadas; además del transporte y el comercio.

“En La Paz no hemos tenido un incremento exponencial de casos, tenemos a la fecha 92 recuperados”, afirmó el burgomaestre en entrevista con Radio Fides.

Los pacientes positivos confirmados de COVID-19 en la urbe representan solo al 3,3% de Bolivia hasta el 21 de mayo, ya que desde el inicio de la pandemia se registraron 171 de los 5.157 casos que existen en el país. Revilla aclaró que en el municipio se aplicará un modelo “acordeón” que en caso haya incremento de contagios, se volverá a las restricciones rígidas.

Ante ese panorama, el municipio se prepara para pasar de riesgo alto sanitario a medio. “Hay una situación económica que se hace insostenible para acudir a sus fuentes laborales y lo que hacemos es tomar previsiones cuando se flexibilice la cuarentena”, dijo Revilla.

Explicó que ante la posibilidad de incrementos de casos de coronavirus, ya se cuenta con el sistema de salud preparado. El Hospital Municipal La Portada recibirá a pacientes graves; actualmente se ocupan 13 de las 80 camas habilitadas; y el nosocomio de Cotahuma ya fue acondicionado con equipos y personal médico para terapia intensiva.

Asimismo, La Paz cuenta con el Centro de Aislamiento COVID-19, que tiene capacidad para 600 camas y atender a pacientes leves y sospechosos; a la fecha alberga a 138. “Es verdad que la enfermedad va a permanecer muchos meses y lo esencial es que el sistema de salud pueda soportar la cantidad de personas enfermas; si es que tuviéramos una alerta de mayor riesgo, vamos a volver a cerrar algunas actividades”, afirmó el Alcalde.

Mencionó una de las ocho medidas de bioseguridad que deben asumir los choferes, como el aislamiento en los minibuses, no se podrá ocupar los asientos del medio habiendo distancia entre las personas; solo el 40% regresará de acuerdo al número de placa de lunes a viernes. El transporte privado también podrá volver a circular en las calles, solamente con tres personas dentro.

Vía: AMN